Mi relato Anonimo agosto 2016

Hola! Quisiera que esto fuera anónimo ya que en mucho tiempo no he visto a las personas que les pasaba esto. De igual manera cambiare los nombres.

Resulta que mi mamá se juntaba mucho con unas vecinas que eran muy amigas, nos llevábamos muy bien hijos y esposos de cada una, nos llevaban a la escuela, se juntaban para festejar, tomaban café, almorzaban, hacían manualidades. (Cuento todo esto para que entiendan porque siempre estábamos juntos). Bueno una de ellas era su amiga lorena tenia dos hijos el mayor alberto y erik el menor de 3 años, su esposo siempre trabaja fueras y normalmente en la casa se quedaban ellos tres.

mujer-susto-miedo

Llegaron a pasar muchas cosas que nos contaba lorena y otras que mi mamá y sus amigas e incluso nosotros los hijos llegamos a ver… Una vez ellas estaban en casa de lorena tomando café en el porche (la mayoría de las veces siempre estaban ahí porque no le gustaba estar sola en su casa) erik como era el más pequeño se quedaba con ellas mientras todos los demás estaban en el kinder y en la escuela. De repente se empezo a oir muchos ruidos arriba que aventaban cosas, lorena le gritaba a erik, que dejara que hacer eso, se empezaron a escuchar fuerte y le dijeron ve haber que hace erik, lorena solo se quedo parada en las escaleras y le grito desde ahí: -erik ven acá que haces? Pero erik entró a la casa desde el patio corriendo -mande mamá, no supo que decir y todas viendo desde afuera.

Una vez cuando era de madrugada y su esposo estaba ahí, estaban dormidos, lorena se despertó porque escucho que erik estaba llorando y le decía a su esposo ve tu con erik y el decía
-no. ve tu… Total se levanto lorena y entra al cuarto de sus hijos se le puso la piel chinita porque nadie estaba despierto, cerró la puerta y se volvió a escuchar la abrió y sus hijos bien dormidos ni se movían.

En una ocasión mi mamá tenia cita con el pediatra de mi hermano y no me mando a la escuela me quede con lorena, ella nos puso la alberca a mí y a erik, yo no llevaba ropa y me dijo sube y ponte algo de alberto y erik ponte tu el tuyo, erik se cambio y bajo yo lo veía por la ventana de arriba que daba al patio, mientras me cambiaba se escucho un juguete de erik que se prendió solo, lo que no era normal porque tu tienes que abrir el juguete para que empieze hablar, y tu le preguntas y el te contesta parecía que le preguntaban cosas del juego y el juguete respondía, me dio mucho miedo y me baje rápido.

Algo que nos contó también, fue que un día de lluvia en la noche se habia ido la luz en la colonia, lorena estaba en el comedor, esté esta bajando las escaleras, alberto estaba haciendo la tarea en la mesa con velas y erik en el primer escalón jugando con un peluche de repente se caen las canicas de alberto por las escaleras, los dos se pararon de la mesa y erik seguía sentado sin moverse y lorena le dijo quítate de ahí y él le dijo: “no te asustes mamá es el niño.”

Con todas las cosas que nos contaba lorena ya casi no queríamos ir a su casa pero a ella le daba mucho miedo estar ahí sola cuando no estaba su esposo, entonces seguimos yendo a su casa. Otra cosa que pasó fue que todas estaban en el porche haciendo una manualidad y erik estaba jugando ahí enfrente donde habia un parque, entonces ellas ocupaban fieltro y lorena lo tenia guardado arriba, nadie quería ir total fue mi mamá, dice que iba subiendo por las escaleras y estaba la tele encendida, rápido agarro el fieltro y se bajó cuando ya bajaba se escucho que le dijeron “mami,” salió toda asustada. Mi mamá le contó a mi papá, en ese entonces él no creía en eso y decía que él iba ir a ver si era cierto.

Fue un dia y cuando subía las escaleras dice que él sentía muchos escalofrios y entro al cuarto de los niños y cuando estaba viendo todo se abrió la regadera del baño, fue poquito no fue mucho pero dice que fue a cerrarla y ya iba abajo cuando se abrió un poco más fue a ver y a cerrarla, dice que cuando ya iba en las escaleras sentía como si alguien lo estaba viendo pero ya no volteo hacia atrás.

Pasaban los días en la casa se escuchaban cosas que se caían. Un día lorena dijo vamos a la casa de otra amiga era ya mucho su miedo que ya no quería estar ahí, decía que erik se la pasaba hablando solo que ya no quería jugar con su hermano alberto porque se la pasaba jugando con “el niño”. Total un día lorena regaño a erik que ya no jugara con el niño, que jugara con su hermano y empezaron a jugar, lorena preparaba la comida abajo en la cocina y los escuchaba correr arriba jugaban a las escondidas, alberto empezó a contar porque era su turno, erik salió a esconderse, termino de contar y encontró a erik escondido en el baño cuando alberto le dice gane sigues tu le dice erik: nooo! Todavía falta el niño, alberto le dijo: ya vas a empezar erik y él le dijo: de que? Mira te digo donde esta, esta abajo de la cama ven ven, alberto con cara de susto le dijo: -ya erik le diré a mi mamá y él le dice: -no ven, solo quiere que lo encuentres también a él, y que lo agarró de la mano hizo que se pusiera
de rodillas y erik levanto la colcha de la cama erik grito: -mira mira ahí esta correle correle alberto ganale, alberto salio corriendo con lorena abajo llorando y diciéndole que erik lo habia asustado con el niño.

Era ya mucha su desesperación de lorena que lo regaño y ese dia se quedo dormido. Pero eso no fue lo peor una noche veían la televisión, alberto se quedo dormido en el sillón y lorena también se estaba quedando dormida en el sillón con un brazo extendido y la otra en la cabeza y erik seguía jugando en una mesita de la sala y lorena le dijo: erik ven a dormirte aquí conmigo y él le dijo:
– no mami
– si ven ya ven a dormir y él le grita: -No mami voy aplastar al niño y le dice lorena cual niño erik ya ven y empezó a llorar y a decir: no mami voy aplastar al niño mami deberás.

Fue cuando lorena ya muy desesperada no quería estar ahí hablo con su esposo para su suerte a su esposo le ofrecían un trabajo mejor y ya no tendría que salir fueras, el señor acepto y se tendrian que cambiar de casa. Nos puso triste pero sabíamos que les iría muy bien. Empezaron hacer maletas cajas con sus cosas el camión llegaria en esos días toda su casa ya estaba sola, nos fuimos a despedir de ella. Se fueron y cabo de unos meses ya no íbamos de aquel lado de la colonia, si no que un día fue el único día que nos han venido a visitar erik ya en el kinder. Lorena dijo que quería ir a ver donde vivían pasamos por la calle y el parque y para nuestra sopresa de todos, en esa casa hicieron una guardería.

Erik la vio y dijo -mami porque hay juegos y le dijimos es que ya es una escuelita. Y en la pared de la casa hicieron un dibujo que abarca toda la pared de un niño y una niña jugando erik cuando lo vio dijo: -mira mami mira es él y le dijimos él quien y dice “el niño” mi amigo… Nos quedamos en silencio todos. Ya no nos han visitado y espero verlos muy pronto.

El niño nunca fue malo siempre jugaba o cuidaba de los tres. Nosotros ahora decimos que él ahora es feliz porque tiene más amigos. Pero nunca sabremos porque ese niño estaba ahí en esa casa.
Espero les guste y no le halla aburrido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *